Números anteriores

No. 6/POESÍA

 
Huracán y otros poemas


Eliud Delgado

Huracán

                                                                                                   I think you’re crazy, may be
                                                                                                   I think you’re crazy, may be…

                                                                                                   Motion Picture Soundtrack- Radiohead

Sólo su respiración y nada más:
        no hay sonido más propio
        mientras su mente se atormenta
        con nubes de color casi ajeno:
        inhala, exhala: el silbido del ojo
        de un huracán categoría cinco:
        falsa calma, pausa medular
        en la furia húmeda entre párpados
        precipitada: de maquillaje la marea
        negra es en sus mejillas anegadora
        cuando continúa la tempestad:
        destructiva en su garganta vibra
        la certeza del trueno, los dientes
        aprieta para contenerla: en sus ojos
        relampaguea una revancha
        contra un sólo hombre: 


                                él, que le ofreció perlas de lluvia
                                traídas de países desérticos:
                                en algunas escribió de canciones
                                insulsas la letra, en una más los alfabetos
                                amontonó cuantos hay para el Universo
                                en una canica colocar bajo su escalera, 
                                en otras proyectó películas: una biográfica
                                donde su poeta favorita al final se suicida,
                                y una quimérica de la vida que compartirían:
                                él, que perla a perla fue a las sirenas
                                despertando sin saber que le cantaban
                                a ella la locura: él, jurando comprenderla
                                y poder a sus venenos dar cordura,
                                calentó las aguas, agitó los vientos:
                                en vez de soledad le dio más perlas:
                                más nubes, más lluvia, más viento,
                                que cuando en restaurantes polvorientos
                                sólo restan ostras vacías ya no es brisa
                                recíproca, sino vendaval que alimenta
                                la tormenta donde ella se ahoga.




Como canción descompuesta suena

        a media noche
                un eco en la memoria:
                nuestro rompecabezas
                de fragmentos revueltos.
        Dos melodías
                se ajustan a tu imagen
                mientras tercas la evocan
                las voces en el viento
        y los murmullos
                que repiten tu nombre
                desde las hojas secas
        bajo mis pasos,
                fatigados de buscar
                las piezas que perdimos.



Coffe & TV

Cf. Blur (Albarn, Coxon, et al), 13, 1999.


Dime que tú también has visto mucha tele,
que igual que yo sientes que te estas quedando ciega
y que tus neuronas están virtualmente muertas.


Dime que tú tampoco quieres enfrentar los abismos,
que prefieres pasar un domingo viendo tele
y llevarme mi taza de café a la cama


mientras abandonamos nuestras mentes
a la suerte de los rayos catódicos.




She’s in Fashion

 

                                                                                                   ...and if she tells you “you should know”
                                                                                                   then you should know…

                                                                                                   Suede

I

Ella sabe
de moda;


dónde y cuándo aprovechar las ofertas;
siempre compra lo que mejor le queda:
prendas que por más de una temporada
lucen nuevas, de su precio discretas,
si las combina con su gran sentido.



II

Su
ropero guarda
tras su puerta
colores
y texturas
como el clima:
a
veces espontánea,
otras sin prisa,
ella
se pone
en cada prenda
reflejos
del clima
que lleva dentro.
Ella
es experta
en ser sol,
huracán
o simplemente
un día cualquiera,
sólo
con elegir
la ropa correcta.
Ella
siempre logra
su clima deseado


sin importar
lo nublado,
lo soleado.



III

Ella sabe
vestirse bien;


a veces gastar mucho no le importa.
Pocos entienden que entonces busca
la forma, con olor de ropa nunca
antes usada, de lo que despierta
la hizo quedarse pensando anoche.



IV

Ella siempre se ve bien.
La ropa correcta en el día correcto
es su secreto.
Un variado guardarropa,
cuidadosamente elegido,
es la clave del secreto.
Aún en días tristes,
de  prendas insignificantes,
su habilidad es evidente:
habla por ella su ropa
cuando se queda callada.


Ella nunca se pondría
algo que la hiciera verse mal,
incluso si dice lo contrario.



V

A veces, en días de frío, me pregunto
por qué ya nunca usa ese abrigo
que le ajusta perfecto,
la protege de algo más que el viento,
se le ve mejor que ningún otro.
Es uno de esos abrigos
capaces de durar varios inviernos
y otros tantos veranos lluviosos.
Antes ella lo usaba todos los días.
Ahora usa suéteres
que se descosen tras pocas puestas;
algunos ni siquiera son de su talla.
¿Algún día dejará los suéteres y volverá al abrigo?


Ella ha cambiado: se pintó el pelo,
compró nuevos accesorios, usa otro perfume,
otros aretes, otra actitud y otras sonrisas.
Tal vez a todo eso le falta sólo el abrigo.
Tal vez el abrigo no combina con todo eso.
¿Alguien sabrá si el abrigo ya pasó de moda
y le sienta mejor a ella tenerlo guardado?
¿Valdría la pena regalar ese abrigo a la caridad?
Para saber si el invierno próximo
volverá el clásico que espera colgado
bastaría que ella se probara el abrigo,
se quedara un rato frente al espejo
recordando la tibieza que dejaba en su cuerpo,
al que cubría versátil con cualquier atuendo.
No podría equivocarse:
ella sabe,
ella sabe
de moda.



Eliud Delgado (Ciudad de México, 1984) es miembro del colectivo poético Devrayativa. Durante 2006 se desempeñó  como traductor y periodista del periódico Excélsior. Actualmente cursa la Licenciatura en Letras Modernas Inglesas en la Facultad de Filosofía y Letras, donde ha sido publicado en Metate.